Hacia cadenas de valor más cortas y seguras