La paradoja del riesgo // Contra el miedo de los banqueros centrales

  • BANCOS CENTRALES: Los responsables de la política monetaria deben dejar de lado su obsesión por la inflación y ayudar a impulsar la economía.

    La paradoja del riesgo
    Ángel Ubide
    Editorial Deusto, 2019
    415 páginas
    Precio: 19,95 €

    Ángel Ubide es uno de los economistas españoles con mayor perfil internacional. Residente desde hace más de dos décadas en EE UU, ha sido investigador del prestigioso Peterson Institute for International Economics y ha trabajado en el FMI, Goldman Sachs y en importantes hedge funds. Entre 2015 y 2016 formó parte del grupo de expertos que elaboró los programas electorales del PSOE y su nombre llegó a sonar como ministro de Economía del Gobierno de Pedro Sánchez. 

    Publicado originalmente en inglés en 2017 y traducido ahora al castellano, su libro es una crítica contundente y fundamentada al miedo de los bancos centrales a utilizar todos los instrumentos a su alcance para estimular el crecimiento económico. Hasta tal punto llega el conservadurismo de los banqueros centrales, afirma el autor, que estos “no dudarían en provocar una recesión para aplacar una amenaza inflacionista”. 

    Para Ubide, esta actitud de los responsables de la política monetaria ha terminado creando la paradoja del riesgo: empeñados en controlar la inflación a toda costa, han conseguido que la recuperación económica haya sido más frágil de lo que habría sido posible y han creado un entorno económico inseguro caracterizado por un bajo nivel de precios casi perpetuo. Recuerda que durante la crisis los banqueros centrales titubearon y solo adoptaron medidas parciales, a menudo cediendo a presiones políticas. Ejemplo de ello es el BCE, que priorizó la provisión de liquidez a los bancos en lugar de comprar bonos soberanos a gran escala ante la oposición de la clase política alemana. Para cuando empezó a comprar bonos soberanos, gran parte del daño estaba hecho. 

    Esos mismos “yugos mentales” de los banqueros centrales, sostiene Ubide, también están en el origen de la obsesión por la disciplina fiscal, que tanto mal ha hecho a los países del sur de Europa. En su opinión, cuando la inflación y los tipos de interés están bajos, la política fiscal debe ser más activa y coordinarse mejor con la política monetaria, de modo que esta última no sea la única alternativa. De hecho, cuando los tipos de interés son cero, la política fiscal debe ser la principal política económica, concluye el autor.

    La edición española de La paradoja del riesgo contiene un posfacio en el que Ubide, con un lenguaje menos técnico y apartándose del tema central del libro, abre un interesante debate sobre los temas más candentes de la actualidad: la crisis de la de democracia liberal, el auge de los populismos, el proceso de integración europea, los bajos salarios, la renta básica o los avances tecnológicos. 

    Este artículo sólo es posible con tu colaboración.
    Haz una donación
    Los artículos que componen el dossier son:

    Todavía no hay comentarios, sé el primero en opinar

    Escribe tu comentario