Monopolios e intermediarios

  • El contenido completo de este artículo sólo está disponible para los suscriptores de Alternativas Económicas.

    Inicia tu sesión   o   Suscríbete

  • Por (Editorialista de Alternatives Économiques y ex presidente de la cooperativa)
    Octubre 2014

    Editorialista de Alternatives Économiques y ex presidente de la Cooperativa

    EXTERNALIDAD. El 46% de los franceses que no ha tenido la suerte de salir de vacaciones tendrá al menos un consuelo: los veraneantes habituales en las costas del Canal de la Mancha y del Atlántico han comprobado este verano cómo se han extendido las zonas infestadas de algas verdes. Costas que hasta ahora se habían librado, desde Calvados a la Isla de Ré, están ahora afectadas por ese fenómeno ligado a la contaminación de las aguas provocada por la agricultura intensiva. No hay mal que por bien no venga: los profesores de ciencias económicas y sociales tienen a mano un excelente ejemplo a la hora de explicar a sus alumnos el concepto de “externalidad negativa”. Unas cuantas decenas de miles de agricultores que hacen un uso inmoderado de los abonos químicos, amenazan el puesto de trabajo y los ingresos de centenares de miles de personas que viven de la actividad turística, que representa nada...

    Todavía no hay comentarios, sé el primero en opinar

    Escribe tu comentario