El paro juvenil se dispara de nuevo