Un granito de arena más para ‘Luz, agua y gas, servicios de lujo’