21%, ¿tocado y hundido?

  • El contenido completo de este artículo sólo está disponible para los suscriptores de Alternativas Económicas.

    Inicia tu sesión   o   Suscríbete

  • 31 Octubre, 2013

    Periodista

    El actual Gobierno de España parece ocuparse de la cultura como el niño rico rabioso.

    Cristóbal Montoro, en un acto electoral en 2011. FOTO: PPVC

    Es decir, aprovecha un momento favorable –jugar en casa, tener un grupo de amiguitos dispuestos a ir contra un solitario invitado, ser el propietario de la pelota, etc.– para arremeter contra el compañero de clase que ante el profesor, en igualdad de condiciones y ante un juez imparcial, le ha hecho quedar en ridículo.

    El no a la guerra en el momento de la ceremonia de los Goya cuando la decisión aznariana de invadir Irak –detrás del grandullón Estados Unidos, eso sí–, evidenció el desacuerdo del mundo de la cultura con la derecha de siempre. Esta que, antes de llegar al poder de la mano de José María Aznar, se reunió con intelectuales y artistas en privado para decirles que todo había cambiado y que estaba a favor de la libertad de opinión y de conciencia, aunque quizá por eso le dio por nombrar a...

    Todavía no hay comentarios, sé el primero en opinar

    Escribe tu comentario