Negreros y esclavos // El origen de algunas élites