Nómada o precaria: una generación de jóvenes doctoras // La encrucijada de quienes quieren seguir una carrera universitaria

  • El contenido completo de este artículo sólo está disponible para los suscriptores de Alternativas Económicas.

    Inicia tu sesión   o   Suscríbete

  • Por (Profesora ayudante doctora de la Universidad de Valencia y coautora del libro 'Universidad precaria, universidad sin futuro')
    Noviembre 2018

    Las universidades públicas han cerrado sus puertas a las nuevas generaciones y, por ello, nos encontramos ante un problema de relevo generacional. Para quienes terminan el doctorado en España el futuro se presenta en forma de falta de expectativas. En realidad, las posibilidades que se abren para la mayoría son dos: la precariedad laboral o salir a trabajar al extranjero. Entre estas dos opciones, en mi caso elegí la segunda, pero bien podría haber optado por la primera. Renuncié a quedarme en mi ciudad y en mi universidad para poder tener un empleo decente por mi trabajo como investigadora. No soy un ejemplo aislado, al contrario, muchos jóvenes doctores y doctoras compartimos la impresión de que para poder continuar en la carrera académica es necesario adaptarse a una vida nómada que consiste en encadenar contratos posdoctorales allí donde se presenten; o quedarte en tu universidad de referencia acumulando experiencia docente en condiciones de absoluta precariedad. Es...

    Los artículos que componen el dossier son:

    Todavía no hay comentarios, sé el primero en opinar

    Escribe tu comentario