“Nunca caminarás solo”; ¡prometido!