Las exportaciones toman impulso

  • El aumento de los intercambios comerciales confirma que la economía española abandona su letargo.

    La caída de los precios del petróleo y la drástica depreciación del euro han traído consigo una significativa reducción del déficit comercial español, según las cifras correspondientes al primer trimestre del año difundidas por el Ministerio de Economía. Suben las exportaciones y también –aunque en menor medida— las importaciones, señales ambas de que la actividad económica toma impulso.

    La venta de productos españoles en el exterior registró la mayor subida en un primer trimestre de los últimos 45 años, al crecer el 4,4% y alcanzar los 60.972 millones de euros. Las compras aumentaron un 2,5% y totalizaron 66.496 millones. La tasa de cobertura –diferencia entre exportaciones e importaciones— quedó en el 91,7%, lo que supone 1,7 puntos porcentuales más que en los tres primeros meses de 2014. El déficit cerró el trimestre en 5.525 millones de euros.

    La reducción del desequilibrio comercial fue especialmente acentuada en marzo, “el mejor mes exportador de la historia de España”, en palabras del secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz. Las ventas al exterior crecieron el 12,5% con respecto a marzo del año anterior, mientras que las importaciones aumentaron el 6,3%.

    La depreciación del euro frente al dólar ha sido clave en el repunte de las exportaciones, al mejorar el atractivo de los productos made in Spain en los mercados ajenos a la zona euro. Si en marzo de 2014 la divisa europea se cambiaba a una media de 1,38 dólares, en marzo de este año lo hacía prácticamente a la par. Por su parte, la fuerte caída de los precios del petróleo (de hasta el 40% en un año) ha compensado la subida del dólar, moneda utilizada habitualmente para pagar el crudo. 

    La caída de los precios del petróleo ha permitido reducir el déficit energético hasta los 6.882 millones de euros durante los tres primeros meses del año. Pese a ello, la compra de hidrocarburos sigue siendo la causa de que España importe más de lo que exporta. Si no se tuvieran en cuenta las importaciones de energía, el país tendría superávit comercial: el saldo no energético registró un superávit de 1.358 millones de euros en el primer trimestre.

    La UE sigue siendo el destino principal de las exportaciones españolas. En el primer trimestre del año fueron el 65,3% del total, casi un punto más que entre enero y marzo de 2014, después de que las ventas a los socios europeos crecieran un sólido 5,8%. También lo hicieron las destinadas al resto del mundo. Destacan los incrementos de las exportaciones a Australia (65,3%), Canadá (48,3%), América Latina (6,7%) y EE UU (6,6%).

    La caída del euro ha sido beneficiosa

    La bajada del crudo abarata las importaciones

    La industria automovilística, origen del 17,3% de las ventas en el exterior en el primer trimestre, sigue aumentando sus exportaciones. El Ministerio de Economía vaticina que la tendencia continuará durante el resto del año gracias a las inversiones previstas en varias plantas automovilísticas. 

    Por su parte, el crecimiento de las importaciones obedece a la mejora de la actividad industrial española y al fortalecimiento del consumo. El automóvil es también responsable del aumento de las importaciones, como lo demuestra que en el primer trimestre del año se adquirió el 21% más de coches fabricados fuera de España.

    El Gobierno hace hincapié en que el hecho de que España aumente sus ventas al extranjero por encima de otros países de la zona euro es una señal de que la competitividad aumenta más allá del impacto de la depreciación de la moneda única. Se nota ya la caída de los costes laborales, fruto de la devaluación interna experimentada desde el inicio de la crisis y de la reforma laboral. La cuestión a largo plazo es si España consigue ganar competitividad incrementando la calidad de sus productos en lugar de reduciendo sus costes laborales, ya que bajar más los salarios es prácticamente imposible. Pero esa es otra historia.

    Este artículo sólo es posible con tu colaboración.
    Haz una donación

    Todavía no hay comentarios, sé el primero en opinar

    Escribe tu comentario

    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.
    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.
    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.