La Fira se profesionaliza

  • Noviembre 2014

    La Fira d’Economia Solidària de Catalunya celebró su tercera edición con una mayor organización.

    Estands de la feria celebrada en las instalaciones de la antigua fábrica Fabra i Coats de Barcelona. FOTO: EVA SANLEANDRO

    “Este año estamos mejor organizados”, resume Carles Masià, uno de los portavoces de la Fira d’Economia Solidària de Catalunya, celebrada el pasado octubre en Barcelona e impulsada por la Xarxa d’Economia Solidària (XES).

    La tercera edición de la feria se realizó durante tres días, con la llegada de 17.000 visitantes (en la última habían sido 12.000), 196 puestos feriantes de todo tipo, 100 actos organizados y la participación de 84 personas voluntarias.

    La feria incluyó todo lo relacionado con el trabajo cooperativo, la comercialización justa, el consumo responsable, las inversiones éticas, las iniciativas de gestión participativas, redistribución de los excedentes, y más.

    “Creo que estamos más profesionalizados. Por ejemplo, este año hemos incluido un espacio específico de intercooperación entre entidades y empresas inscritas en la Fira”, continúa Masià, “de manera que las personas que integran cooperativas o entidades puedan sentarse con calma, conocerse, ver fórmulas de cooperación y posibilidades de trabajar juntas o complementarse. Participaron 80 empresas y ha sido muy fructífero”.

    Trabajaron juntos también, complementariamente, los restaurantes de la Fira, que formaron una unión temporal cooperativa, diseñada especialmente para la feria. Allí y en todos los puestos se pagaba con ecosoles, la moneda del mercado social que va reforzándose entre las entidades del sector y que espera consolidarse en 2015.

     

    100 ACTOS Y UN MES

    El acto de inauguración, Nueva política, nueva economía, al que asistieron 350 personas, estuvo a cargo de Ada Colau, de Guanyem; David Fernández, de la CUP, y la filósofa Marina Garcés.

    En la feria hubo cerca de 100 actos diversos. “Pudimos espaciar los actos. Las ferias anteriores duraban dos días y esta vez fueron tres. Además, planificamos la lista de actos, que incluyeron espacios concretos por sectores, algo de mayor interés para entidades de la XES, y también actos de interés general, para la difusión y sensibilización de la economía social y solidaria”, agrega Masià.

    La feria fue el cierre y el broche de oro del mes de la economía social, que contó con actividades como el Festival Esperanzah, en El Prat de Llobregat, con conciertos, y más conferencias; y otras presentaciones en actos paralelos como la Fira Ecoviure, de Manresa.

    “Ha sido maravilloso”, concluye Xavi Palos, uno de los principales portavoces y organizador. “Agotador, porque llevamos un mes sin parar, pero maravilloso”.

    Este artículo sólo es posible con tu colaboración.
    Haz una donación
    Los artículos que componen el dossier son:

    Todavía no hay comentarios, sé el primero en opinar

    Escribe tu comentario

    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.
    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.
    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.