La ciudadanía impulsa el ‘car sharing’

  • El contenido completo de este artículo sólo está disponible para los suscriptores de Alternativas Económicas.

    Inicia tu sesión   o   Suscríbete

  • Compartido: Las cooperativas de coches crecen a fuerza de colaboración y encuentran una fórmula financiera basada en lo colectivo.

    Un coche de Som Mobilitat, en La Garrotxa (Girona).

    La salida de Avancar de Barcelona el pasado enero ha dado un impulso a la cooperativa Som Mobilitat (Somos Movilidad). Poco después de esa caída, solo en la ciudad colindante de Barcelona, Badalona, en cinco días habían reunido la cantidad de dinero necesario para financiar el 111% de un vehículo eléctrico. A través de un mapa interactivo, la ciudadanía fue comprando horas de uso de un futuro coche eléctrico que estará situado en un aparcamiento de Badalona. 

    “En un par de meses cuando nos llegue el coche, se instalará el sistema y se podrá comenzar a funcionar”, dice ArnauVilardell, de Som Mobilitat. “El nuestro es un proyecto metropolitano, es decir, no solo urbano, como Avancar. Incluso es rural. Es algo muy diferente a Avancar. Con su cierre estamos poniendo el énfasis...

    Los artículos que componen el dossier son:

    Todavía no hay comentarios, sé el primero en opinar

    Escribe tu comentario

    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.
    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.
    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.