Trampa de liquidez

  • El contenido completo de este artículo sólo está disponible para los suscriptores de Alternativas Económicas.

    Inicia tu sesión   o   Suscríbete

  • Por (Periodista)
    Junio 2013

    Lo mejor de la “trampa de liquidez” es el nombre. Parece el título de una aventura del Capitán Trueno. “Trampa de liquidez”: sugerente, ¿no? Y da una idea gráfica del asunto. ¿Se imagina un inmenso pantano de dinero? Imagine ahora que todo ese dinero remansado se pudre y no sirve para nada. Pues eso. Esa es la trampa.

    El concepto, como muchos otros, lo ideó John Maynard Keynes, un economista que se equivocaba muchísimo, pero menos que los demás.

    A ver si podemos explicarlo. Hay que empezar por el monetarismo, pero que nadie se asuste porque es fácil. De forma resumida, se trata de la idea según la cual cuando una economía se recalienta, es decir, crece de forma demasiado rápida y desordenada con alzas generalizadas de precios, conviene subir los tipos de interés: como el dinero es más caro se piden menos créditos, circula menos dinero, los precios se estabilizan y baja la fiebre. Lo mismo al contrario. Si no hay crecimiento, los bancos centrales suelen...

    Todavía no hay comentarios, sé el primero en opinar

    Escribe tu comentario

    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.
    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.
    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.