El millón de empleos de Rajoy

  • Por (Director)
    26 Enero, 2015
    Foto artículo: El millón de empleos de Rajoy

    El presidente del Gobierno Mariano Rajoy ha anunciado a bombo y platillo la creación de un millón de empleos en dos años. El presidente hace sus cuentas con los últimos datos de la Seguridad Social. “Con los 400.000 afiliados más en el 2014 y más de 550.000 o 600.000 en 2015, son cerca de un millón en estos dos años”, explicó Rajoy a la agencia Efe hace unos días. Hablar de un millón de empleos puede tener mucho gancho político en uno de los años de más elecciones de nuestra historia.

    El desempleo constituye el principal desafío de este país. Es conveniente, por tanto, evaluar la evolución del mercado de trabajo con todos los datos disponibles para valorar tanto el número real de puestos de trabajo creados como la calidad de los mismos.

    Lo primero que hay que constatar de todas formas es que todos los indicadores del mercado laboral marcan un cambio de tendencia desde mediados de 2014. Las cifras correspondientes al año pasado, algunas realmente sorprendentes, son claramente positivas porque reflejan un aumento de la ocupación y una reducción del paro en varios cientos de miles de personas. Parece que se ha puesto fin a la destrucción continuada de empleo que se inició en 2007. Ahora bien el ritmo de la creación de empleo tiene todavía muchas incertidumbres.

    Según la Encuesta de Población Activa (EPA), del Instituto Nacional de Estadística, (INE), la economía española creó 433.900 empleos durante el año pasado. El aumento neto se empezó a detectar a partir del segundo trimestre y cerró el año con un total de 17,5 millones de ocupados. Por otra parte según el Ministerio de Empleo y Seguridad Social el aumento de la afiliación de ocupados durante el pasado ejercicio fue de 417.574 trabajadores, cerrando el año con 16.7 millones.

    Estos datos, sin embargo, no distinguen si los ocupados lo son a tiempo completo o por sólo unas horas. La Contabilidad Nacional Trimestral del (INE), proporciona una información muy útil sobre la auténtica evolución del empleo al medir la ocupación en términos de puestos de trabajo equivalente a tiempo completo. Estos resultados reflejan un crecimiento del empleo más moderado. Según las últimas cuentas de la Contabilidad Nacional, correspondiente al tercer trimestre de 2014, el empleo crecía a un ritmo de 221.000 empleos equivalentes a tiempo completo en un año, lo que supone un crecimiento del 1,4%. En aquel momento la EPA daba una tasa de crecimiento anual de 274.000 empleos, (1,59%). La diferencia entre el crecimiento de la ocupación en general y la del empleo equivalente a tiempo completo indica que una parte del empleo creado es a tiempo parcial, una modalidad que el año pasado afectó sorprendentemente a 66.000 personas. Si se consideran las horas efectivamente trabajadas el aumento fue mucho más modesto al alcanzar sólo el 0,8%.

    Existe una amplia percepción de que una parte considerable del nuevo empleo creado es de bajos salarios, precario y muy poco estable. Un ejemplo de esta volatilidad aparece en la evolución de afiliación diaria durante el pasado mes de de diciembre que alcanzó su punto máximo el día 18 de ese mes con 16.831.852 ocupados afiliados, coincidente con los días de máximo volumen de ventas del año. Sin embargo, en los diez días siguientes se registró una fuerte caída de la afiliación de más de 180.000 trabajadores para terminar el año con 16.651.884 ocupados afiliados.

    La creación de empleo ha permitido la reducción del paro en más de 477.000 según la EPA y de 253.627 según la Seguridad Social. Durante el último trimestre, no obstante, el paro volvió a subir en más de 30.000 personas hasta alcanzar una cifra insostenible de los 5,4 millones de personas, que representa el 23,7%.

    El desánimo entre los desempleados, sobre todo, los mayores de 45 años es perceptible. El año pasado un 70% de los desempleados en un trimestre dado seguían sin trabajo al trimestre siguiente. En 2010 este porcentaje era del 66%. La incertidumbre sobre el paro es puesta de manifiesto por los organismos internacionales. Según la Organización Internacional del Trabajo (OIT), la tasa de paro se mantendrá en el 21,49% en 2019. Es difícil imaginar que el paro se reducirá sólo por el efecto de las reformas, que han producido un inquietante deterioro de las condiciones laborales y las proclamas grandilocuentes del Gobierno. Sin una acción decidida de la Unión Europea y un mayor compromiso nacional tenemos paro para rato como apuntan los organismos internacionales.

    Este artículo sólo es posible con tu colaboración.
    Haz una donación

    Todavía no hay comentarios, sé el primero en opinar

    Escribe tu comentario

    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.
    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.
    (If you're a human, don't change the following field)
    Your first name.