Francesc Raventós

  • Ex decano del Colegio de Economistas de Catalunya
  • Publicaciones del autor

    El elevado endeudamiento global amenaza la economía y exige una respuesta internacional coordinada al más alto nivel.

    Solo un giro copernicano que aleje las políticas neoliberales permitirá a Europa tener un papel más activo en la economía y en la sociedad.

    El desequilibrio entre poder económico y  poder político facilita la concentración de riqueza en pocas manos.

    La deuda mundial alcanza los 208 billones de dólares o, lo que es lo mismo, supone el 327% del PIB, y sigue subiendo

    La UE debe centrarse en el progreso y el bienestar de los ciudadanos, lo que permitiría que estos recuperasen su confianza en el proyecto de integración. Sólo saldremos del ‘status quo’ si los ciudadanos obligan a los viejos partidos a renovarse a fondo y dar paso a formaciones con nuevas propuestas. Necesitamos una Unión democrática, culta, fuerte y unida que suponga progreso y paz para todos, con capacidad de influir en la agenda global

    Este mes, la Unión Europea (UE) se enfrentará al desafío que supone el referéndum en Gran Bretaña sobre su permanencia como miembro. Este será uno más de los grandes retos que debe afrontar.